Noticias

Nuevo test sanguíneo experimental detecta tumores cerebrales con una precisión cercana al 90 por ciento

Los tumores cerebrales tienen unos síntomas muy poco específicos que les hacen difíciles de distinguir de otros trastornos y dificulta su diagnóstico precoz. Un estudio publicado en Nature Communications presenta un prometedor método que puede detectar tumores de forma rápida y no invasiva en una muestra de sangre.

El cáncer de cerebro es relativamente raro pero tiene un mal pronóstico: inferior al 33% a cinco años del diagnóstico. Esto se debe a que los tumores cerebrales tienen unos síntomas muy poco específicos (cefaleas, problemas de memoria) que les hacen difíciles de distinguir de otros trastornos. Por otra parte, no existe un tratamiento que ayude a identificar posibles casos de tumores cerebrales en las consultas de atención primaria.

Científicos de diversos centros de investigación del Reino Unido han creado un test que, en ensayos con pacientes humanos, detecta posibles tumores cerebrales con una precisión del 87%. El test se basa en la utilización de una técnica de espectroscopia de muestras sanguíneas combinada con inteligencia artificial para identificar indicios de cáncer. La técnica permitió a los investigadores definir una «huella» genética del cáncer cerebral. Esta técnica, comentan los autores, resulta «simple, libre de etiquetas, no invasiva, no destructiva» pues tiene la capacidad de analizar el perfil bioquímico de la muestra sin que sea necesaria una preparación extensiva de la muestra.

El equipo de investigadores «entrenó» un algoritmo para que utilizase estas firmas bioquímicas para diagnosticar cáncer de cerebro en una cohorte de 724 personas. Esta incluía personas con cánceres primarios y secundarios, así como controles libres de cáncer. A continuación, emplearon el algoritmo para predecir casos de cáncer de cerebro en una muestra de 104 participantes. De estos participantes, un total de 12 tenía tumores cerebrales, cuatro de ellos glioblastoma, una de las formas más agresivas de tumor cerebral. 

Este tipo de test, concluyen los autores, será vital para los pacientes, pues les permitirá una diagnosis correcta y más rápida, y por tanto acceder al tratamiento que necesitan, lo cual mejorará sus perspectivas de supervivencia.
Imprimir el artículo