Noticias

Efectos secundarios de la quimioterapia

En la actualidad se emplean más de un centenar de fármacos distintos en la quimioterapia.

Los fármacos antineoplásicos se eligen en función del tipo de cáncer, su localización, sus efectos antineoplásicos, sus efectos secundarios, etc. Suelen administrarse en combinación para lograr una mayor eficacia.

También suelen emplearse en lo que se conoce como “ciclos” o “cursos”, es decir, se administran uno o varios fármacos durante uno o más días y se intercalan periodos de descanso entre varios ciclos de tratamiento.

Algunos grupos de fármacos empleados en quimioterapia son los siguientes:

  • Agentes alquilantes (busulfán, cisplatino, ciclofosfamida, dacarbazina, ifosfamida, mecloretamina, melfalán). En la leucemia crónica, el linfoma no Hodgkin, la enfermedad de Hodgkin, el mieloma múltiple, cánceres de pulmón, mama y ovario.
  • Nitrosureas (carmustina, lomustina). En tumores cerebrales, linfomas no Hodgkin, mieloma múltiple y melanoma maligno.
  • Antimetabolitos (5-fluorouracilo, metotrexato, gemcitabina, citarabina, fludarabina). En leucemia crónica, cáncer de mama, ovario y del tracto gastrointestinal.
  • Antibióticos antitumorales (bleomicina, dactinomicina, daunorrubicina, dosorrubicina, idarrubicina). Indicados en una gran variedad de tumores.
  • Inhibidores de la mitosis o división celular (paclitaxel, docetaxel, etopósido, vinblastina, vincristina, vinorelbina). En numerosos tipos de tumores.
  • Hormonas esteroideas (prednisona, dexametasona). En leucemias, linfomas y mieloma múltiple, así como en otros tipos de cáncer.
  • Hormonas sexuales (estrógenos, antiestrógenos, progestágenos y andrógenos). En el cáncer de mama, próstata y endometrio.
  • Inmunoterapia. Fármacos que estimulan el sistema inmunitario de defensa natural contra las células cancerosas.
  • Otros (L-asparraginasa, amsacrina, tretinoína)

Efectos secundarios de la quimioterapia

Cada agente quimioterápico afecta de forma distinta a diferentes células y puede producir efectos secundarios distintos. La lesión de estos diferentes tipos de células produce a su vez diferentes signos y síntomas. Algunos de los más frecuentes con los siguientes:

  • Anemia (falta de hematíes o glóbulos rojos)
  • Infecciones (falta de leucocitos o glóbulos blancos)
  • Hemorragias (falta de plaquetas)
  • Pérdida de cabello, alopecia
  • Pérdida del apetito y pérdida de peso
  • Cambios en el sentido del gusto
  • Mucositis o inflamación y úlceras en las mucosas de la boca (estomatitis), la faringe (faringitis) y el esófago (esofagitis)
  • Náuseas y vómitos
  • Estreñimiento
  • Diarrea
  • Fatiga
  • Efectos secundarios cardíacos
  • Efectos secundarios en el sistema nervioso central
  • Efectos secundarios pulmonares y respiratorios
  • Alteraciones de la reproducción y la sexualidad
  • Efectos secundarios hepáticos
  • Efectos secundarios renales y urinarios
  • Efectos secundarios a largo plazo: lesiones orgánicas permanentes, retraso del crecimiento en niños, lesión nerviosas, infecciones, cistitis hemorrágicas, otros cánceres
Imprimir el artículo